Inicio América Latina Colombia 2012, año clave para el Polo Democrático de Colombia

Novedades por email

Si querés recibir las novedades de nuestra web, envíanos un mail a: elmilitante.argentina@gmail.com con el asunto: Suscribir 

 
2012, año clave para el Polo Democrático de Colombia PDF Imprimir Correo electrónico
Escrito por Federico León   
Lunes 27 de Febrero de 2012 21:03

El Polo Democrático Alternativo (PDA) recibió el año despidiéndose de la  Alcaldía de Bogotá. La derrota electoral del 30 de octubre del año  pasado motivó un profundo debate al interior de las diezmadas filas del  partido: más que perder cargos públicos, se tomaba consciencia de la  cuenta de cobro que las masas habían pasado al Polo.

Por supuesto, una parte importante del momento crítico que se vive es producto de la persecución política y mediática sufrida por el Polo desde su fundación. Pero asimismo es consecuencia de las alianzas con la burguesía "progresista".

El ejemplo inmediato es la Alcaldía de Samuel Moreno Rojas, nieto del dictador Gustavo Rojas Pinilla y heredero de la jefatura de su organización política: la ANAPO (Alianza Nacional Popular). Era este un partido populista oportunista que al perder por fraude las elecciones de 1970 se pasó a las filas de la izquierda, luego de jugar a ser liberal y conservador de acuerdo a los tiempos. Samuel Moreno, igual que su antecesor Lucho Garzón, subió al poder con los votos del proletariado y gobernó en interés de una burguesía, no del todo "progresista". Hoy pagamos esas consecuencias y no sólo en Bogotá.

La persecución política no deja de tener un componente militar: importantes cuadros del PDA han sido asesinados, como el compañero Jorge Alberto Durante, y otros han recibido amenazas de muerte, como el congresista indígena Hernando Hernández Tapasco.

Ante la crisis, se ha observado una reacción más oportuna por parte de las bases que de la dirigencia. Mientras que el CEN (Comité Ejecutivo Nacional) del Polo desestimó la solicitud del compañero Iván Cepeda de exigir la renuncia del compañero Jaime Dussán y convocar a un congreso extraordinario, los comités de base a través de sus cuadros emitieron diferentes documentos con respecto a la necesidad de reorganizar el partido y evaluar su programa. Su insistencia produjo efecto y, así, el CEN ha convocado a un Congreso Ideológico a realizarse en abril de este año.

Las conferencias ideológicas distritales y las conferencias locales

Como preparación a dicho Congreso, las coordinadoras locales y departamentales han adelantado conferencias ideológicas con el objeto de elegir delegados y construir desde la base las propuestas a discutir en el mencionado evento.

Los temas a debatir son: Conyuntura política, propuesta programática, organización partidaria y propuesta de ciudad. Para el caso de Bogotá se adelantaron Conferencias Ideológicas en quince localidades y entre las tendencias Polo Rosa (compañeros LGBTI) y Polo Magisterio (compañeros docentes).

El pasado domingo 5 de febrero se reunieron militantes del PDA en Chapinero. Tal vez la localidad más importante para la economía de la ciudad por las cantidades de dinero que se mueven en su interior. En ella, de hecho, se encuentra la BVC (Bolsa de Valores de Colombia). Es también una localidad reconocida por su ambiente diverso, por su actividad cultural y el ambiente bohemio de algunas de sus calles. Además, es tradicionalmente la localidad comercial de Bogotá. 

La conferencia local de Chapinero

Entre un número cercano a los veinte militantes se presentaron las ponencias destinadas a  la Conferencia Ideológica Distrital y, asimismo, fueron discutidas.

En cuanto a la propuesta programática, esta se caracterizó por ser un compendio de buenas intenciones con una orientación reformista. A la hora de la discusión algunos compañeros sugirieron que no era necesario tenerle miedo a la palabra socialismo, y que esta orientación era más cercana a los intereses de la militancia. Se reconoció, asimismo, la necesidad de asumir  a profundidad un análisis de la lucha de clases en Colombia, conducente a definir la posición del Polo en este sentido.

En cuanto a los temas relacionados con el Partido se propuso reformar sus estatutos. Esta reforma propone, entre otros puntos, modificar el funcionamiento de los comités de base y las coordinadoras. Propone asimismo definir deberes para la militancia del PDA y establecer el pago de una contribución mensual de $3000 (aproximadamente 1,28 euros) para reforzar las finanzas del Partido. Un punto en el que hubo unanimidad fue en la necesidad de construir una escuela de cuadros efectiva, que reforzase los comités de base.

En cuanto a la coyuntura de Bogotá y de la localidad de Chapinero se propusieron alternativas para luchar contra el oligopolio que maneja el sistema de transporte público TransMilenio, una política más democrática para Universidad Distrital, garantizar la defensa y el crecimiento de ETB (Empresa de Teléfonos de Bogotá) y combatir desde la lucha política la expansión de los supermercados express de grandes transnacionales como el Grupo Casino, FEMSA y Carrefour.

Los comités de base

Trabajadoras, trabajadores y estudiantes de Chapinero, afiliados al PDA, convencidos de no cejar en la lucha en este nuevo año que ha empezado con muchas dificultades para los oprimidos de Colombia, se reunieron el pasado 11 de febrero en la sede del partido para conformar los comités de base que adelantarán el trabajo político en esta localidad de Bogotá.

Estos tienen por objeto trabajar en los sectores más relevantes de la localidad. El primero y más importante tal vez sea el comité de Polo Joven. Debido a la gran cantidad de universidades que tienen sus sedes en la localidad y estudiantes que residen en el sector, Chapinero es espacio vital y punto de encuentro para muchos jóvenes en esta ciudad. Los compañeros más jóvenes están trabajando desde ya para establecer contacto con organizaciones culturales y sociales de la localidad que aglutinan a la juventud, asimismo se busca establecer comités de Polo Joven en las universidades.

Se creó también un comité de base para trabajar con los pequeños y medianos comerciantes. Se incluyen aquí fundamentalmente, dos grupos contradictorios: los tenderos y los vendedores ambulantes. En el caso de los primeros, son las mayores víctimas de los supermercados express que brotan en abundancia en la localidad. Los segundos son, en primera instancia, víctimas de nuestra atrasada economía, incapaz de garantizar empleo digno para los colombianos; pero además, deben hacer su trabajo sometidos al orden de pequeñas organizaciones semi-mafiosas que les cobran un impuesto ilegal a cambio de usar el espacio público.

Otro importante comité, relevante para la localidad, es el destinado a trabajar con el colectivo LGBTI. Si algo caracteriza a Chapinero es lo diverso de muchos de sus barrios. Sin embargo, el PDA perdió apoyo de este sector con el avance de Progresistas, partido del actual alcalde de Bogotá Gustavo Petro, y que surge como escisión del PDA. La anterior alcaldesa de la localidad, Blanca Inés Durán, no sólo se sumó a las filas de Petro y con ella buena parte del movimiento LGBTI de la localidad, sino que además sus posturas erradas se tradujeron en la apatía de buena parte de la base.

Debido a la intensa vida cultural de la localidad, y al importante número de intelectuales y artistas que viven y trabajan en ella, se decidió crear un comité de cultura. Su primera tarea será elaborar un diagnóstico de este sector en la localidad para establecer estrategias claras a la hora de adelantar el trabajo político.

Se estableció también un comité de base para trabajar con los habitantes de la localidad entre la Avenida Circunvalar y la Avenida Caracas, y otro para trabajar con compañeros que residan entre la Avenida Circunvalar y los Cerros Orientales. En esta área los costosos edificios de Rosales contrastan con humildes viviendas. Es el punto de contacto espacial más cercano entre opresores y oprimidos en nuestro país. Los trabajadores y campesinos que habitan en este sector de la localidad deben convivir cada día con un régimen que es enemigo de los más necesitados.

Por último y como refuerzo a esta importante labor, se nombró un comité de comunicaciones que tendrá como función promover las ideas del PDA en redes sociales, establecer contacto con medios de comunicación alternativos y editar un periódico impreso que sirva de espacio de diálogo entre la coordinadora local y los trabajadores, campesinos, intelectuales, artistas y estudiantes de la localidad.

En todos los casos se consideró fundamental partir de la explicación paciente del Ideario de Unidad. Carta de navegación del PDA desde su fundación muy ignorada por las bases.

Una posición marxista

En la discusión de las ponencias quedó claro que las posiciones más avanzadas vienen de la juventud. Mientras que los jefes de más experiencia se limitan a propuestas reformistas para mantener vivo el partido arriesgando poco, los jóvenes ven en el PDA la verdadera opción para establecer en Colombia un régimen democrático. Cuando la vieja guardia dice reformar el capital, la juventud dice socialismo. Cuando los mayores hablan de alianzas con Progresistas o con cierto sector del empresariado, los jóvenes piden formar cuadros, y actualizar el Ideario de Unidad, cuando los curtidos proponen estrechar relaciones con organizaciones europeas, la juventud exige reforzar el trabajo de base.

No se trata, claro está, de establecer una lucha de mayores y jóvenes. Estos debates son propios de una organización democrática, pero asimismo es importante reconocer que la juventud está más abierta a las ideas revolucionarias que el Polo necesita. Sabemos que los mejores veteranos estarán junto a la juventud luchando por el Polo que necesitan la juventud y los trabajadores.

La gran contradicción es que, a pesar de que las fuerzas del Polo se vieron reducidas por la escisión que propició Gustavo Petro, hoy la base del partido está dispuesta a impulsar su programa hacia tesis más revolucionarias. La explicación aquí es que cuando se presentan las situaciones críticas las ideas más avanzadas se hacen urgentes. En este sentido, el Congreso Ideológico se plantea como el reto más importante para el PDA en este 2012.

El proceso celular de Chapinero, y algunos documentos que circulan por la Internet indican que habrá una amplia mayoría exigiendo una transformación radical del partido y una minoría que intentará hacer lastre con posiciones reformistas. La gran ventaja de esta minoría es que cuenta con una larga experiencia en las lides de la política. Por el contrario, la mayoría está conformada por jóvenes. Una mayoría, además, que padece las deficiencias del PDA en cuanto a trabajo teórico y formación política.

La militancia más activa del PDA elabora su discurso político a partir de fuentes diversas que van desde el reformismo hasta el ultra-izquierdismo. En general se percibe un repentino interés por el socialismo, pero asimismo una profunda ignorancia sobre las bases teóricas que lo fundamentan. Se hace tarea obligatoria para este año la conformación de una organización de cuadros marxistas que intervenga firme y organizadamente dentro del Polo. Está claro que cualquier labor adelantada en las semanas previas al Congreso Ideológico resultará insuficiente. Empero, consideramos que la difusión de las ideas marxistas entre los trabajadores y jóvenes de Colombia, combinada con el trabajo en los comités de base del PDA, crean el terreno en el que se formen los cuadros destinados a llevar en el mediano o largo plazo al proletariado a derrocar a la burguesía, asumir el poder político de Colombia y construir una Colombia bolivariana y socialista.

Recién empieza el año y ya se empieza a sentir el descontento popular en diversos rincones del país. La propaganda burguesa insiste en promover un ambiente de normalidad, pero lo cierto es que un sistema de salud al borde del colapso, un sistema educativo que decae por falta de recursos, unos salarios insuficientes, un costo de vida en permanente alza y una situación de violencia cada vez más insoportable, constituyen un pesado fardo con el que los trabajadores de Colombia no pueden más.

Este será un año crítico, sin duda. Son muchas y muy grandes las luchas que desde ya enfrentan los trabajadores y trabajadoras de Colombia. Sólo una vanguardia dotada con las ideas más revolucionarias, las ideas del marxismo clásico, podrá instruirlos en el uso de las herramientas teóricas necesarias para derrocar el nefasto régimen que padecemos y construir una Colombia socialista y disfrutar del Paraíso que dejaron para nosotros los pueblos originarios y cuya realidad vislumbró Bolívar.

¡POR UN PDA CON PROGRAMA SOCIALISTA!

¡POR UN 2012 LLENO DE VICTORIAS PARA L@S OBRER@S DE COLOMBIA!

¡ÚNETE A LA CORRIENTE MARXISTA INTERNACIONAL!

Ayúdanos a construir la sección colombiana de la Corriente Marxista Internacional.

Escríbenos a Esta dirección electrónica esta protegida contra spambots. Es necesario activar Javascript para visualizarla