Inicio Volantes Por la construcción de una Corriente Sindical clasista, antiburocrática y democrática

Novedades por email

Si querés recibir las novedades de nuestra web, envíanos un mail a: elmilitante.argentina@gmail.com con el asunto: Suscribir 

 
Por la construcción de una Corriente Sindical clasista, antiburocrática y democrática PDF Imprimir Correo electrónico
Escrito por El Militante   
Domingo 01 de Mayo de 2005 00:00
Desde El Militante llevamos meses insistiendo en la necesidad de que los gremialistas combativos y de izquierda avancen en la constitución de una Corriente Sindical clasista, antiburocrática y democrática, que unifique a todos el activismo obrero combativo con la perspectiva de recuperar para los intereses de los trabajadores a la mayor cantidad posible de sindicatos, comisiones internas y cuerpos de delegados y así avanzar en mejores condiciones de vida para los trabajadores.

1º Mayo

Saludamos nuevamente en este 1º de Mayo la hermandad internacional de la Clase Obrera, por encima de fronteras nacionales, reafirmando la unidad de los objetivos estratégicos de los trabajadores de todos los países: nuestra definitiva emancipación social en un mundo socialista. Una lucha en la que enfrentamos, también internacionalmente, al Imperialismo y a todas las burguesías nacionales sin distinción.
En nuestro país, el avance de las luchas del movimiento obrero están ocupando un lugar cada vez más destacado en la escena social, enfrentando el congelamiento salarial y la pérdida de nuestro poder adquisitivo que nos quieren imponer la patronal y el gobierno, y contra el empleo precario y en “negro”. Al calor de este proceso están obteniendo un protagonismo creciente una nueva camada de dirigentes y luchadores que no tienen nada que ver con la vieja generación de dirigentes burocráticos que entregaban las luchas a la primera ocasión. En conflictos como el Subte, telefónicos, docentes, LAFSA, alimentación, frigoríficos, ferroviarios, hospitales, se han destacado estos nuevos dirigentes y luchadores.
Desde El Militante llevamos meses insistiendo en la necesidad de que los gremialistas combativos y de izquierda avancen en la constitución de una Corriente Sindical clasista, antiburocrática y democrática, que unifique a todos el activismo obrero combativo con la perspectiva de recuperar para los intereses de los trabajadores a la mayor cantidad posible de sindicatos, comisiones internas y cuerpos de delegados y así avanzar en mejores condiciones de vida para los trabajadores.
El programa de esta corriente sindical debería incluir demandas de democracia sindical, recuperando instancias democráticas (asambleas de base) en los sindicatos y las empresas para la organización y la toma de decisiones de las luchas y la vida interna del sindicato, y además un pliego amplio de demandas sociales y laborales que supongan un real avance en nuestras condiciones de vida y de trabajo.
Como socialistas, creemos además que este trabajo es fundamental para avanzar en la construcción de una organización política enraizada en la base de los sindicatos y otras organizaciones populares, que se plantee como objetivo la efectiva emancipación social de la clase obrera en la perspectiva del socialismo.

Una Corriente Sindical clasista, antiburocrática y democrática debería luchar por:

Contra la burocratización:
-Elección y revocabilidad inmediata de cualquier dirigente o cargo sindical por las bases.
-Que ningún dirigente sindical perciba un sueldo superior al salario medio de un obrero calificado. Que se abran los libros de contabilidad de cada sindicato a los afiliados.
-Congresos anuales en cada sindicato con delegados democráticamente elegidos desde abajo.
Demandas obreras y sociales:
-Salario promedio equivalente a la canasta familiar ($1.600). Salario Básico mínimo de $800.
-Reparto del trabajo para terminar con la desocupación, y sin reducción salarial. 8 hs de trabajo máximo y su reducción paulatina a 6 hs. Jornada laboral máxima de 35 hs semanales.
-Escala móvil precios-salarios. Indexación de los salarios con los precios cada 6 meses.
-Efectivización bajo convenio de todos los trabajadores contratados o “en negro”.
-Subsidio de desempleo para todos los desocupados $500 mínimo. Jubilaciones con el 100%.
-Nacionalización sin indemnización, y bajo control obrero, de la Banca, los monopolios y los latifundios. Desconocimiento de la Deuda Externa.