Inicio Correo de lectores El sistema burgués ya no sirve más que para dañar

Novedades por email

Si querés recibir las novedades de nuestra web, envíanos un mail a: elmilitante.argentina@gmail.com con el asunto: Suscribir 

 
El sistema burgués ya no sirve más que para dañar PDF Imprimir Correo electrónico
Escrito por Amanda T   
Miércoles 08 de Noviembre de 2006 00:00
Quería comentar que la nota ¨La elección ante la humanidad¨. Sobre la crisis global del capitalismo, escrita por Alan Woods me pareció impecable. No es la primera vez que leo sus artículos, pero esta vez además me sorprendió por lo sintético y certero que ha sido su análisis, donde queda bien claro que el capitalismo está cayendo objetivamente. Además, el sentido que deja el artículo es positivo y esperanzador

Carta de lectora sobre artículo de Alan Woods

Quería comentar que la nota ¨La elección ante la humanidad¨. Sobre la crisis global del capitalismo, escrita por Alan Woods me pareció impecable. No es la primera vez que leo sus artículos, pero esta vez además me sorprendió por lo sintético y certero que ha sido su análisis, donde queda bien claro que el capitalismo está cayendo objetivamente. Además, el sentido que deja el artículo es positivo y esperanzador: no se trata de denostar todas las acciones que realizó la burguesía, esta tuvo su esplendor y durante este esplendor benefició en cierto grado a la humanidad. Se trata de que YA NO SIRVE más que para dañar. De la misma manera que un día el feudalismo no sirvió más. No nos mueve un odio individual, personal, hacia un burgués, sino una conciencia de que su sistema es inútil. Pensar que se trata de un odio irracional nos sitúa en lo sectario. En cambio saber que el capitalismo es un sistema obsoleto con respecto al bienestar de la humanidad, esta conciencia, nos hace tener la fuerza para un buen intento -entiéndase socialismo- de modificación. Y que la fuerza de la conciencia sostenida supera a la del odio espontáneo.

Tal vez sólo una frase es la que no me convence de este artículo: “la guerra es la continuación de la política por otros medios”. También es cierto esto, no lo niego, pero es cierto dentro del capitalismo. Creo, al contrario, que abordar la guerra desde un punto sentimental, es algo que falta y que es necesario. No como la abordan los medios masivos, sí como la abordan los millones que se movilizan contra la guerra: como otra injusticia del sistema. Me parece que estas movilizaciones -y Alan Woods lo remarca en la última parte de su escrito- son un signo impresionante del NO al sistema, y son sentimentales: la guerra ya no la queremos, bajo ningún sistema, bajo ninguna bandera, si significa: dominación, y esta no es o no debe ser un signo del socialismo, sino al contrario, un signo que el socialismo deberá abolir. La guerra sólo es aceptada hoy para los que se defienden de un ataque dominador. Por eso nos conmueven más los iraquíes que los norteamericanos. Es legítimo defenderse de la dominación, pero ya no es legítimo invadir.

En fin, en el socialismo que imagino, la política será la política, y la guerra será la guerra.

Muchas Gracias

Amanda T.