Inicio América Latina Brasil V Congreso de la Esquerda Marxista de Brasil: Por la Internacional, por el Socialismo

Novedades por email

Si querés recibir las novedades de nuestra web, envíanos un mail a: elmilitante.argentina@gmail.com con el asunto: Suscribir 

 
V Congreso de la Esquerda Marxista de Brasil: Por la Internacional, por el Socialismo PDF Imprimir Correo electrónico
Escrito por Corriente Socialista Militante - Argentina   
Domingo 01 de Mayo de 2016 01:23

Congreso Esquerda Marxista 2016

Del 22 al 24 de abril en Barra do Sul se llevó adelante el 5to congreso de nuestra organización hermana, la Esquerda Marxista, Sección del Brasil de la Corriente Marxista Internacional.

Una delegación de compañeros de la Corriente Socialista Militante de Argentina se hizo presente y compartió jornadas de intenso debate acerca de la situación política en Brasil y el contexto internacional.

El evento comenzó con un seminario de militantes e invitados de otras organizaciones políticas con el objetivo de prepararse para el próximo período de la lucha de clases que tendrá importantes repercusiones en relación a la situación desencadenada con al aprobación del "Impeachment" en la cámara de diputados.

Bajo el titulo "La lucha contra el oportunismo" se abordó las raíces históricas de este fenómeno político, haciendo hincapié en la aparición de la concepción teórica del oportunismo en la Socialdemocracia alemana de principios del siglo XX.

La base material del oportunismo se deriva del desarrollo de las fuerzas productivas causadas por el capitalismo antes de su fase imperialista, creando las condiciones para el surgimiento de una idea errónea que concibe como posible la superación gradual del capitalismo a través de reformas sociales, descartando así la necesidad de la Revolución Social, y negando en la práctica los conceptos del Socialismo Científico formulados por Carlos Marx y Federico Engels.

En la actualidad esta posición política continúa vigente y es mayoritaria entre los dirigentes del movimiento obrero y popular, provocando la degeneración de organizaciones inicialmente sanas y combativas.

Es tarea de los revolucionarios marxistas combatir el fenómeno del oportunismo y el reformismo explicando pacientemente la necesidad de la Revolución Socialista para superar los males y contradicciones vividas en nuestra sociedad.

Los oportunistas rebajan su programa intentando adaptarlo para conectar con un supuesto bajo nivel de conciencia de las masas. Por el contrario, de lo que se trata es de mantener una posición revolucionaria preparándose para conectar con las masas cuando su conciencia cambie debido a las condiciones que el propio capitalismo produce en sus periodos de crisis, como en la actualidad.

El segundo debate fue titulado "Nuestra lucha por la construcción de un partido de clase en Brasil"

La discusión se abrió abordando la cuestión desde una perspectiva histórica a nivel nacional e internacional, y en torno a los desafíos planteados por la actual coyuntura brasilera.

Relacionando el contexto del país con las tareas históricas para una Revolución social victoriosa se destacó como tarea fundamental separar a la clase trabajadora de las fuerzas sociales burguesas, para ello es necesario entablar un combate para eliminar las confusiones políticas propagadas por los reformistas de todo tipo, que adormecen la conciencia de clase.

Para ayudar a los trabajadores a tener una actuación independiente que defienda sus propios intereses es necesario que los marxistas participen del movimiento real de la clase obrera. A su vez el éxito de esta tarea estará determinado por la capacidad de los revolucionarios para atraer cada vez más militantes y jóvenes activistas hacia un programa socialista.

Durante el Congreso se llevó adelante un plenario de la juventud, donde los compañeros más jóvenes, agrupados en “Libertad y Lucha”, discutieron las tareas que tienen por delante de cara al 1ro de Mayo y la mejor manera de desarrollar las diversas campañas que llevan adelante, como por ejemplo la lucha contra la Ley mordaza que busca prohibir todo tipo de actividad o discusión política en los establecimientos educativos, buscando cerrar el camino a la lucha política a los estudiantes.

El Congreso de la Esquerda Marxista defendió también la libertad de Abdul Hakam y Agus Budiono, militantes sindicales condenados a tres meses de prisión por organizar una movilización de trabajadores. Abdul es un militante de Militan Indonesia, organización de la Corriente Marxista Internacional en Indonesia.

En la noche del 22 se discutió la situación internacional y las perspectivas internacionales.

El debate dejó en claro que la lucha de los trabajadores no puede ser nacional, ya que la crisis capitalista es mundial, sistémica, orgánica y producto de una crisis de sobreproducción que afecta a todos y cada uno de los diferentes países.

La crisis capitalista está destruyendo la base material que permitía un pacto social entre la burguesía y los trabajadores. En busca de una salida para la crisis la burguesía aplica medidas de austeridad y ajuste sobre los trabajadores y la juventud.

La actual situación mundial se caracteriza por una crisis a todos los niveles: económica, financiera, social, política, diplomática y militar. La principal causa de la crisis es la incapacidad del capitalismo para desarrollar las fuerzas productivas a escala mundial. Los estrategas más serios del capitalismo consideran que no habrá un crecimiento significativo durante varias décadas. Continuarán los períodos de auges y crisis, pero la tendencia general será hacia abajo. Esto significa que las masas se enfrentan a décadas de estancamiento o disminución de los niveles de vida, y la situación será aún peor en los llamados países en vías de desarrollo. Es una invitación en toda regla a la lucha de clases en todas partes.

Todas las llamadas economías BRICS están en crisis: Brasil, India y Rusia están en dificultades. De hecho, Brasil y Rusia están en un período de depresión. La desaceleración en los llamados mercados emergentes va a ser aún más aguda que en los países capitalistas avanzados.

Lo más grave de todo, la economía China está experimentando una desaceleración brusca. La desaceleración de las economías emergentes es debida, por un lado, a una prolongada caída de la demanda en las economías capitalistas avanzadas y, por otra parte, a la desaceleración de China. Este escenario se traduce en permanente debilitamiento del comercio mundial.

La perspectiva es de un período muy prolongado en el que las recesiones económicas se verán interrumpidas por períodos de crecimiento económico raquítico con penuria económica en aumento: en otras palabras, austeridad permanente.

También se analizó el fenómeno de Syriza en Grecia, PODEMOS en España, Jeremy Corbyn en Inglaterra, el fermento político desatado en EEUU con Bernie Sanders y el surgimiento del movimiento "Noche de Pie” (NuitDebout) en Francia. El rápido crecimiento de estos fenómenos muestra la búsqueda de una salida por parte de las masas.

Es el momento de los marxistas para intervenir en estos movimientos planteando que sólo una revolución puede salvar a la humanidad del colapso inminente.

En la tarde del sábado 23, se discutió la situación política nacional en el contexto de la nueva situación política abierta en el país tras la apertura del impedimento de mandato aprobado por la cámara de diputados. Destacando que la clase dominante ha desatado fuerzas de las cuales se arrepentirá amargamente.

El resultado del debate fue la resolucion política que fue aprobada por unanimidad por el Congreso.

El cierre del Congreso se dio el domingo 24 cuando todos los compañeros con el puño en alto entonaron a viva voz el himno de la clase obrera mundial: La Internacional.

Este Congreso es un gran paso adelante en la construcción de las fuerzas del marxismo a nivel mundial. Momentos decisivos se acercan y sin lugar a dudas la Corriente Marxista Internacional estará en la primera línea de batalla en la lucha por el Socialismo.

El Internacionalismo es nuestra bandera de lucha.